KWS
   
 

Perspectivas de futuro

Las plantas son una fuente inagotable de alimentos y materias primas.

 

Cambio climático, escasez de alimentos y agotamiento de los combustibles fósiles son problemas actuales que ningún país ni ninguna empresa puede solucionar de manera individual. La agricultura debe adaptarse a los cambios que se avecinan: menos agua disponible, menor riqueza en los suelos y necesidad de un incremento en los rendimientos. KWS pone todo su esfuerzo y conocimiento en desarrollar variedades y cultivos que estén adaptados a estos cambios.

Para adaptar nuestros cultivos a los cambios mencionados debemos combinar los métodos clásicos de selección y mejora con las más nuevas tecnologías, tales como los marcadores moleculares o ingeniería genética. Una aceptación generalizada de estas técnicas y su consecuente implementación colaboraría en la solución de estos problemas.

 

 
KWS